El mandatario de Córdoba dijo que la planta “fue un error” y cuestionó al Gobierno Nacional sobre la falta de consulta sobre la extensión de su vida útil.

BUENOS AIRES, Argentina – El gobernador de la provincia de Córdoba, José Manuel de la Sota, declaró el 19 de julio en una entrevista radial con LT8 de Rosario, que la Central Nuclear de Embalse “fue un error”, lo que está generando una gran expectativa para la población civil y organizaciones ambientalistas que reclaman un proyecto de desnuclearización de la provincia y que se detenga el funcionamiento de esa planta.

“Nadie quiere tener una central nuclear frente a su casa, aunque nos digan que todo es seguro, que todo es fantástico”, expresó el mandatario.

La Central Nuclear Embalse, se encuentra situada en la costa sur del Embalse del Río Tercero, provincia de Córdoba, aproximadamente a 100 Kilómetros de la capital de provincia.

Comenzó a operar en 1984, y llegó al fin de su vida útil en marzo de 2012. Sin embargo continúa en funcionamiento y el Gobierno Nacional tiene la intención de extender su operatividad por 25 años más.

De la Sota cuestionó la falta de consultas del Gobierno Nacional al Provincial. “Tengo entendido que la empresa respectiva que depende del Gobierno habría decidido la re potenciación de la central, alegando que cuesta lo mismo sellarla que re potenciarla por otros 25 años… Habrá que discutir este tema como otros, no creo que se tomen medidas en este final de gobierno”, expresó.

Del mismo modo el gobernador también se refirió a cuestiones de seguridad, afirmando que después de Chernóbil y Fukushima, todo lo relacionado con energía nuclear está, por lo menos, bajo cuestionamiento.

Respecto a esta cuestión, el Ministro de Planificación Julio de Vido expresó el año pasado en una conferencia de prensa que el accidente de la planta en Japón, que devino en un tsunami, tuvo las características propias de la sismología de ese país.

“Hubo un accidente que no tiene comparación ni ninguna posibilidad de asimilarse a la situación de Córdoba”, expresó el funcionario público.

Resistencia

Una coalición de organizaciones locales y nacionales conformaron ‘Córdoba no nuclear’ y presentaron, el año pasado, un proyecto de ley provincial para que la central de Embalse cierre definitivamente, ya que la consideran “obsoleta y peligrosa”.

La campaña organizada por la coalición logró reunir 30.000 firmas de cordobeses que apoyan la causa y el texto está esperando ser tratado por los legisladores provinciales.

La coalición Córdoba No Nuclear está integrada por: CEDHA, Eco-Sitio, FUNDEPS, Greenpeace, Fundación Hölderlin, Los Verdes y Tierra Vida.

“Ahora más de 30.000 cordobeses estamos pidiendo el cierre definitivo de la central de Embalse e instamos al Gobernador De La Sota que apoye el debate en la Legislatura para que esto así suceda”, dijo el ecologista Luis Tuninetti, de Eco-Sitio.